Internacionales

América del Sur planea una respuesta regional a la sobrepesca de calamar

single-image

En un día soleado de junio de 2019, los siete tripulantes del barco de pesca artesanal Mercedes Rosario avistaron grandes embarcaciones internacionales frente a la costa del Pacífico peruano. El capitán Jorge Jacinto Galán decidió fondear cerca y esperar el anochecer, cuando estas embarcaciones encienden sus potentes luces para atraer al calamar de Humboldt en gran número.

“Estos barcos estaban a 50 millas de la costa del Callao”, recuerda Jacinto, dentro de la Zona Económica Exclusiva (ZEE) de 200 millas de Perú, a la que los barcos extranjeros no pueden ingresar sin permiso.

Jacinto, quien también es presidente de la Asociación de Armadores y Pescadores Artesanales de San José, registró el encuentro en dos fotografías que luego mostró en una reunión con las autoridades peruanas. Los barcos no llevaban bandera, dijo Jacinto, una práctica común entre los barcos sospechosos de realizar pesca ilegal, no declarada o no reglamentada (IUU).

El vecino de Perú, Ecuador, se convirtió en el punto focal de la atención mundial el año pasado cuando se identificó una flota de más de 300 barcos pesqueros, en su mayoría chinos, cerca de la zona de amortiguamiento alrededor de las Islas Galápagos de Ecuador. Desde entonces, esta flota ha continuado hacia el sur hacia Perú y algunos barcos han llegado a aguas de Chile. Las naciones sudamericanas ahora se comprometen a trabajar juntas para salvaguardar sus recursos marinos.

El presidente de Ecuador, Lenín Moreno, dijo a la Asamblea General de la ONU en septiembre que los países de la Comisión Permanente del Pacífico Sur (CPPS) -Ecuador, Perú, Chile y Colombia- condenaron la pesca ilegal en las cercanías de sus territorios y se comprometieron a trabajar juntos. para abordarlo. Dijeron que intercambiarían información en tiempo real para destacar las presuntas prácticas INDNR y permitir respuestas rápidas. Y el 4 de noviembre, la CPPS emitió un comunicado en el que especificaba la “gran flota de buques de bandera extranjera” como motivo de preocupación.

Las flotas internacionales siguen al calamar de Humboldt mientras migran a través de los vastos territorios marinos de América del Sur, lo que requiere una coordinación regional. Sin embargo, cada país a lo largo de la ruta enfrenta desafíos únicos para monitorear y responder a la sospecha de pesca INDNR.

Pesca de calamar en aguas lejanas en América Latina
La participación de la flota de aguas distantes de China (DWF) en la pesca del calamar de Humboldt ha crecido de manera constante durante las últimas dos décadas, según la Organización Regional de Gestión Pesquera del Pacífico Sur.

Algunas embarcaciones chinas se pueden ver en el Pacífico durante todo el año, frente a las costas peruanas, en busca de otras especies como la caballa. La mitad de los barcos de calamar bajan hasta el Atlántico, pasan por Chile y tocan los límites marítimos de Argentina. Este pasaje se conoce como la “ruta del calamar”.

China ocupa el primer lugar en el índice de pesca INDNR de la Iniciativa Global contra la Delincuencia Organizada Transnacional. Utilizando la base de datos de identificadores únicos de embarcaciones de Krakken , el Overseas Development Institute ha identificado al menos 183 embarcaciones chinas sospechosas de estas prácticas en aguas internacionales a partir de 2018.

En abril de ese año, los guardacostas argentinos capturaron dos barcos chinos en aguas argentinas, según Milko Schvartzmann, un conservacionista marino que rastrea la flota. Uno era el Hong Pu 16, que transportaba 300 toneladas de calamar congelado y tenía su rastreador satelital desactivado en el momento de su interceptación.

En seis meses habían comenzado a operar nuevamente. Schvartzman dijo que al menos 14 embarcaciones de este grupo tienen antecedentes de participar en este tipo de actividad ilegal en aguas nacionales.

En 2019, China comenzó a revisar su ley de pesca y, una vez que entre en vigencia, esto incluirá una lista negra de embarcaciones que se ha demostrado que se dedican a la pesca INDNR. También anunció dos temporadas de veda en lo que se cree que son las principales zonas de desove del calamar de Humboldt y del calamar argentino.

Perú: Contrarreloj

La captura mundial de calamar de Humboldt ( Dosidicus gigas ) es desembarcada principalmente por tres países. Utilizando datos de la FAO , Calamasur, un grupo de conservación del calamar de Humboldt, estima que entre 2013 y 2014 Perú capturó el 49%, China el 32% y Chile el 17%. Pero en las ZEE de Perú y Chile, la especie se captura con artes de pesca artesanales, como el que utiliza Jacinto en su embarcación de 15 toneladas de capacidad. Los barcos chinos pueden contener hasta 600 toneladas de captura que pueden descargar en contenedores frigoríficos sin tener que regresar a tierra.

Alfonso Miranda, presidente de Calamasur, estima que la flota china puede estar pescando ilegalmente 50.000 toneladas de calamar de Humboldt en aguas peruanas cada año. “Esto significa 50.000 toneladas menos para la flota artesanal y para la industria de alimentos congelados, que en términos económicos representan US $ 85 millones al año”, dijo.

A raíz de las quejas, la Organización Regional de Ordenación Pesquera del Pacífico Sur (SPRFMO) decidió establecer medidas sobre la pesca del calamar en aguas internacionales, implementadas a partir del 1 de enero de este año. Estos incluyen informes de captura, seguimiento e inclusión de embarcaciones artesanales en su registro. También ha impuesto una serie de requisitos para formalizar todas las embarcaciones que quieran ingresar a aguas internacionales.

La formalización ha sido un desafío para la pesca artesanal en el Perú, con requisitos técnicos y procesos que no todos han logrado cumplir, como el tamaño del barco, el uso de tecnología de geolocalización y el registro de capturas. Sin embargo, no es raro que los pescadores peruanos se aventuren fuera de la ZEE en busca de especies como el calamar, el jurel o el pez loro.

“Esto significa que tenemos hasta el 31 de diciembre para completar el proceso de formalización y no caer en la categoría de ilegales”, se quejó Miranda a fines del año pasado.

Además, ya pesar de las quejas de los pescadores locales, los datos recopilados por las ONG Oceana y Global Fishing Watch indican que los puertos peruanos brindan un servicio útil a los barcos de pesca de calamar internacionales. Entre enero y agosto de 2018, se informó que 165 embarcaciones chinas ingresaron a las terminales de Callao y Chimbote.

En agosto pasado, Perú exigió que todas las embarcaciones extranjeras que quieran utilizar sus puertos cumplan con un esquema de rastreo satelital autorizado por el gobierno y declaren el volumen de capturas. No aceptará embarcaciones con antecedentes de pesca ilegal.

Ecuador busca equilibrio

Los barcos chinos se acercaron por primera vez a la zona de influencia de la ZEE alrededor de las Islas Galápagos de Ecuador en 2017, como muestran las imágenes de satélite de Global Fishing Watch (GFW). Aunque las incursiones de la flota en la ZEE son pocas, su presencia genera preocupaciones tanto para la conservación de la biodiversidad como para la industria pesquera.

“GFW realizó recientemente un análisis de la flota de calamares y descubrió que del 15 de junio al 28 de julio de 2020, seis barcos que operaban cerca de la ZEE de Galápagos estaban apagando constantemente su sistema [de seguimiento] AIS”, dice Edaysi Bucio, análisis de Global Fishing Watch para América Latina. coordinador, lo que implica que puede haber incursiones no detectadas.

Sin embargo, todavía no hay suficiente información para sacar conclusiones. “No se trata de prohibir por prohibir. Hay que entender muy bien la dinámica de su funcionamiento, si solo capturan calamares o si también buscan otras especies ”, dice César Peñaherrera, director científico de la red de conservación MigraMar.

Los pescadores ecuatorianos no capturan actualmente calamar de Humboldt. Sin embargo, la pota , como se conoce localmente a la especie, es presa del atún, la mayor exportación de pescado de Ecuador, que en 2019 tenía un valor de mil millones de dólares. Según Peñaherrera, la depredación del calamar podría provocar la migración del atún o alterar sus patrones de reproducción.

Los tiburones también están amenazados por la pesca INDNR. En 2017, la Armada de Ecuador detuvo un barco chino en sus aguas con 300 toneladas de pescado, principalmente tiburones. En 2020, el South China Morning Post informó de la mayor incautación de aletas de tiburón en la historia de Hong Kong, ya que llegaron 26 toneladas desde Ecuador, lo que equivale a 38.500 tiburones.

Los pescadores locales tampoco están exentos de culpa. El año pasado, un petrolero de bandera ecuatoriana, María del Carmen IV, fue identificado por las autoridades militares que suministraban combustible a los barcos chinos en el mar.

Los grupos conservacionistas en Ecuador han respondido a tales eventos reuniendo evidencia científica sobre la distribución de las poblaciones de peces en las aguas del país. Según Peñaherrera, están pendientes de las negociaciones sobre la convención de la ONU sobre biodiversidad marina en áreas fuera de la jurisdicción nacional (BBNJ), que busca crear un instrumento legal internacional.

Ecuador también se unió recientemente a la Global Ocean Alliance, un compromiso promovido por el gobierno del Reino Unido para proteger el 30% del océano global para 2030, que hasta la fecha cuenta con 30 países miembros.

Según Global Fishing Watch, flotas extranjeras han estado siguiendo el rastro del calamar de Humboldt hasta Chile, donde en diciembre se informó que la armada estaba observando de cerca a la flota china. En los últimos años, el calamar ha proporcionado un sustento económico a los pescadores chilenos al reemplazar las poblaciones colapsadas de merluza común. La jibia , su nombre local, se encuentra en las aguas del norte de Chile.

Según un informe reciente de la Subsecretaría de Pesca de Chile, el 70% de las poblaciones de peces de Chile se han derrumbado o están sobreexplotadas. “Cuando hablamos de un estado de colapso estamos hablando de un estado muy vulnerable, donde la pesca de un recurso podría hacer que desaparezca”, advierte Valesca Montes, coordinadora de pesquerías sostenibles de WWF Chile.

La pesca ilegal le cuesta a Chile 397 millones de dólares al año, según estimaciones del Servicio Nacional de Pesca y Acuicultura (Sernapesca).

Con respecto a las embarcaciones internacionales, el gobierno ha firmado un acuerdo con Global Fishing Watch para intentar garantizar la divulgación completa de las posiciones geográficas.

En 2019, Chile aprobó la “Ley de la Sepia” que prohíbe la pesca de arrastre de cefalópodos gigantes y favorece a los pescadores artesanales. Los pescadores industriales, que practican la pesca de arrastre, intentaron que el tribunal constitucional lo anulara, pero no lo consiguieron.

Una ‘guerra’ en Argentina

Al otro lado del continente, en el Océano Atlántico, Argentina vive un desafío diferente. La flota internacional tiene hasta 500 buques en temporada alta. Casi la mitad tiene bandera china. El resto enarbola banderas de Taiwán, Corea del Sur y España.

Aparte del calamar de aleta corta (del género Illex), los pescadores extranjeros también buscan bancos de merluza y gamba. De hecho, estas tres especies son las principales exportaciones pesqueras de Argentina, valoradas en 1.800 millones de dólares en 2019.

“En Argentina es una guerra literal”, dice Schvartzman, según el cual se captura más de un barco chino cada año. Agrega que en 2018 cuatro barcos que intentaron embestir al guardacostas y en 2016 las autoridades argentinas hundieron un barco chino en una persecución que duró varias horas. El Congreso aumentó recientemente las multas por pesca ilegal, que ahora pueden alcanzar hasta 1,9 millones de dólares.

Schvartzman dice que para los países sudamericanos, el monitoreo, el control y la vigilancia no pueden ser las únicas medidas preventivas.

“Nuestros países tienen que protestar ante China y llevar la discusión del problema a organismos internacionales. Tienen que trabajar en bloque (…) porque es muy difícil enfrentar a China de manera unilateral ”, dice.

También te puede interesar

Nacionales

Álvarez Castellano sobre la nueva planta de Conarpesa: «La mano de obra es mucho más cara en Argentina que en Paraguay»

single-image

El titular de la empresa Conarpesa de Puerto Madryn, Fernando Álvarez Castellano, se refirió a la planificación para la instalación de una nueva planta procesadora de langostinos en Paraguay.

En diálogo con AzM Radio, el empresario aclaró que «tengo un cliente muy grande en España que me compra mucha mercancía y parte de la misma la mandan a China a reprocesar en otras plantas, para darle otro tipo de valor, empaque, etcétera, y luego exportar a clientes determinados» y explicó que «últimamente, ellos están teniendo al igual que nosotros para exportar, muchos problemas para trabajar en China, por lo cual han abierto una planta en Marruecos, otra en España y decidieron buscar otra locación para hacer otra planta».

«Nos sirve a todos»

Asimismo, Álvarez Castellano sostuvo que «con el tiempo se decidió hacer un negocio para ver…

Ver más artículos
Internacionales

COVID-19: aseguran que el virus no se transmite a través de alimentos ni de envases

single-image

En medio de un incremento de las exigencias de la autoridad sanitaria china sobre los protocolos y controles de este lado del Atlántico a los trabajadores y envases que toman contacto con productos pesqueros destinados a aquel país, se conoció en las últimas horas otro reporte científico que descarta la trasmisión del virus a través de alimentos.

Luego de analizar la evidencia científica disponible, la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA es su sigla en inglés) y el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos (USDA) aseguraron que el nuevo coronavirus no se transmite a las personas a través de los alimentos o de los envases alimenticios.

China es el único país que exige hisopados frecuentes a los trabajadores y pide que se realicen testeos en envases para verificar la existencia de rastros de covid.

Seguridad

Chubut

La secretaría de pesca firmó un convenio con la UTN

single-image

La Secretaría de Pesca del Chubut, que dirige Gabriel Aguilar, y la Universidad Tecnológica Nacional (UTN) Regional Chubut, a través de la decana Diana Helga Bohn, y con la representación del coordinador de Carreras Cortas, Alejandro Viña, firmaron un convenio destinado a poner en vigencia un programa de becas para alumnos que comiencen a cursar éste año la Tecnicatura en Administración Portuaria.

Al respecto, el Secretario Aguilar señaló que “estamos muy contentos de celebrar un convenio cuyo objetivo principal es facilitar a los jóvenes de la ciudad, el acceso a una carrera universitaria, primero porque se va a dictar íntegramente en Rawson, y luego porque se les dará una ayuda económica para los gastos de cursada que generalmente se tienen”.

“Para nosotros, una provincia con cuatro puertos muy importantes a nivel nacional, contar con jóvenes capacitados en manejo portuario es muy…

Ver más artículos
Calamar Nacionales

Repuntaron las capturas del calamar con la aparición del stock subpatagónico

single-image

Los armadores poteros se mostraron aliviados por la aparición repentina del stock subpatagónico del que no se tenía registros desde hace por lo menos 5 años.

“Estamos pescando entre 20 a 30 toneladas diarias y es una sorpresa que las capturas hayan repuntado”, confió a Mar&Pesca un armador al acotar que la talla de los ejemplares capturados son en su mayoría M y L.

También destacó que el calamar tuvo un corrimiento y algunos barcos detectaron concentraciones más cerca de la milla 200.

“Esperamos poder capturar el calamar antes que baje a Malvinas”, se sinceró otro armador, y agregó que, “por la falta de investigación, con el calamar siempre andamos a ciegas”.

Ciudad flotante

Actualmente la flota se halla operando en el paralelo 48º cerca de la milla 200…

Ver más artículos
Internacionales

Boris Johnson insta a prohibir los barcos pesqueros de la UE en aguas del Reino Unido

single-image

Las nuevas reglas significan que los exportadores de mariscos vivos del Reino Unido, incluidos mejillones, ostras, almejas, vieiras y berberechos, ya no pueden ser enviados a través del Canal. La UE le ha dicho a Gran Bretaña que tiene prohibido indefinidamente vender el marisco a sus estados miembros, lo que causó revuelo entre los pescadores.

Un Express.co.uk, que se desarrolló esta semana preguntó: «¿Debería Boris bloquear el barco pesquero de la UE hasta que se anule la prohibición de los mariscos?»

La encuesta recibió 8.906 votos y el 99 por ciento (8.806) de las personas instó al primer ministro a bloquear todos los barcos de la UE.

Solo el uno por ciento (84) creía que Johnson no debería prohibir los barcos pesqueros de la UE, mientras que 16 personas dijeron que no lo sabían.

Menos…

Ver más artículos